Arínzano

El «Señorío de Arínzano», cuyo nombre procede de su primer propietario Sancho Fortuñones de Arínzano quien lo recibió del Rey García de Nájera por su incondicional apoyo en torno al año 1055, se extiende a uno y otro lado del río Ega, en torno a los meandros que en aquellos parajes describe el citado río. Una finca con 128 Ha. de viñedos en la que el escrúpulo con que se cultiva es evidente. Pocos vinos podrán con tanta razón de ser reclamar su marca de origen.

Propiedad de Arínzano, desde 1055.

BIENVENIDOS
al 1055

ARQUITECTURA
Arínzano

LA PROPIEDAD
Arínzano

INNOVACIÓN
Arínzano

VINO
de Pago

SOSTENIBILIDAD
Arínzano